CAYÓ DE UN TREN Y TUVIERON QUE AMPUTARLE LOS PIES: CRÓNICA DEL ACCIDENTE QUE SUFRIÓ UN NIÑO DE 13 AÑOS EN SAN JUAN

El tren de carga atraviesa dos o tres veces al mes la localidad de La Cañada, en Albardón, un departamento ubicado en el centro de San Juan. Cruza de oeste a este por las calles General Acha y Sarmiento, en una zona de vegetación frondosa y pastizales altos, sobre rieles que apenas se distinguen. Sobre un costado hay árboles y flora abundante, sobre el otro una línea de viviendas precarias. El martes por la mañana, un grupo de niños aprovechó el paso del tren para divertirse y hacer travesuras. El plan terminó con una ambulancia, un traslado al Hospital Doctor Guillermo Rawson y dos amputaciones.

Alan Valentín Tejada, de 13 años, jugaba a subir y bajar del tren. Luego de haberse trepado al anteúltimo vagón en movimiento, se resbaló, se cayó y quedó debajo de la formación. Infobae se comunicó con el comisario mayor Adolfo Aciar, jefe de la departamental número 2 de San Juan, quien brindó detalles del hecho: “En el departamento de Albardón pasa un tren carguero que transporta piedra caliza. En la estación del pueblo se realiza la carga y después pasa por distintos departamentos hasta llegar a Mendoza. De ahí continúa hasta Buenos Aires, con destino a la empresa Acindar”.

De acuerdo al relato del comisario, dos kilómetros después de salir de la estación ocurrió el accidente. El cargamento se divide en 19 vagones, 19 tolvas donde se distribuye todo el material extraído. El joven perdió la estabilidad en el anteúltimo. Ahí fue arrollado. Se encontraba con cinco amigos. Alrededor de las once de la mañana personal de la comisaría 18 de la localidad tomó conocimiento del caso. Cuando los oficiales de la dependencia, personal de la División Criminalística y los médicos del servicio 107 llegaron, Alan estaba sentado bajo la sombra en una silla de totora.

Lo había dejado ahí Luis Riveros, quien vive a pocos metros de ese lugar. Él había escuchado los gritos pero pensó que eran pibes jugando. Su sobrina le avisó que había un chico tirado sobre las vías. “Yo pensaba que se había caído, nada más, pero cuando lo vi tenía los pies molidos”, dijo en diálogo con el medio local Diario Huarpe.

Alan no tenía el pie izquierdo y tenía los dedos cortados del pie derecho. El vecino también dijo que el chico tenía una lesión en la espalda. “Parece que cuando quiso subir o bajar, se resbaló y lo agarró el tren”, interpretó. Riveros lo alzó y lo llevó a la sombra, a una silla de totora puesta debajo de un árbol, donde permaneció hasta que llegó la ambulancia. El niño le preguntaba qué le estaba pasando y le decía que sentía las piernas acalambradas. “Fue terrible verlo así”, expresó.

Fue trasladado de urgencia al Hospital Doctor Guillermo Rawson, en la ciudad capital de la provincia: el centro de salud más grande de San Juan. Lo acompañaba su hermano Brian, de 20 años. De inmediato procedieron a la amputación de sus miembros inferiores a diferentes alturas para evitar una infección general: según información policial, cortaron la pierna izquierda por debajo de la rodilla y el pie derecho cerca del tobillo. “Estoy alterado porque mi hijo perdió un pie al ras y el otro a la mitad, le va a quedar sólo el talón”, manifestó Raúl Tejada, padre del menor, de 53 años.

“Todos los niños del barrio van a jugar habitualmente ahí y se cuelgan del tren, como viene despacito, porque la estación está cerquita. Más arriba se bajan cuando el tren empieza a tomar velocidad”, le contó a Diario Huarpe. Raúl se enteró cuando regresó a su casa sobre la calle Sarmiento en La Cañada, después de haber dedicado la mañana a la búsqueda laboral. La familia Tejada se compone de cuatro hijos y su origen es humilde. Alan iba al colegio Cirilo Sarmiento y en pocos días cumplirá 14 años: había pedido almorzar pollo para festejarlo. Su padre, de profesión changarín, pidió a través de los medios locales un trabajo estable, leche y pañales para un nieto recién nacido.

Aciar informó, a su vez, que el tren continuó su rumbo sin percatarse del suceso. Los interceptaron en el departamento San Martín, donde se dio intervención al Juzgado Federal número 2 a cargo del doctor Leopoldo Rago Gallo. A los dos maquinistas se les notificó la causa, se los detuvo preventivamente pero pronto les restituyeron su libertad. La División Criminalística realizó pericias en el lugar.

Luego de las amputaciones, Alan Tejada permanece internado con un buen estado de salud en el Hospital Rawson, donde también recibe asistencia psicológica.

FUENTE: INFOBAE

Comentarios

Comentarios

loading...