ENTRÓ A LIMPIAR LA HABITACIÓN DE SU HERMANO DESAPARECIDO HACE 5 AÑOS Y ENCONTRÓ SU ESQUELETO.

Hasta hace unos años, Sumio Suenaga vivía junto a su hermana y hermano menor en una casa en el pueblo de Kasugai, Japón. Pero en 2015, cuando tenía 66 años, desapareció.

Quizás con la esperanza de que apareciera tarde o temprano, los dos hermanos menores esperaron hasta 2016 para denunciar la desaparición de Sumio a la policía.

Cinco años parece bastante tiempo para hacer por una limpieza, pero fue así. El fin de semana pasado, la hermana de Sumio, que tiene 69 años, decidió que le gustaría usar la habitación de su hermano mayor y fue a limpiarla.

Como era de esperar de un dormitorio que estuvo sin ser habitado durante cinco años, había mucho que arreglar. Pero a poco de entrar descubrió un cuerpo esqueletizado sin ropa.

“Encontré algo que creo que son huesos humanos”, informó a la policía, y cuando los agentes llegaron al lugar confirmaron que el cadáver era efectivamente humano. Aunque inicialmente no pudieron determinar la edad o el sexo del individuo, los investigadores creen que existe una alta probabilidad de que el cuerpo sea de Sumio. Se desconocen las causas y circunstancias de la muerte.

La casa de Suenaga, de la que Sumio era el propietario legal, no es particularmente grande, incluso para los estándares japoneses. Es sorprendente pensar que los hermanos menores pasaron años tan cerca de los restos de su hermano y si por alguna posibilidad el cuerpo no es el de Sumio, la situación se vuelve aún más impactante.

Los familiares del difunto indicaron en el informe de desaparición que Sumio salió un día de casa y que no se supo más de él. Pero como los tres hermanos eran jubilados y tenían distintos horarios se sospecha que dijeron eso pero no lo vieron efectivamente.

¿Asesinos de su hermano? ¿Asesinaron a otra persona? ¿Murió de causas naturales? ¿Cómo en 5 años no entraron a ese cuarto? Muchos misterios todavía sin respuestas.

FUENTE: CLARIN


SÍGUENOS