VECINOS de Quilmes se MOVILIZARON hasta la CASA del JUBILADO que mató a un ladrón

Un grupo de vecinos del partido bonaerense de Quilmes se movilizó este miércoles a la puerta de la casa Jorge Ríos, el jubilado que el viernes pasado mató a uno de los ladrones que lo sorprendieron dentro de su domicilio y lo golpearon para robarle.

“Basta de inseguridad”, reclamaron este miércoles varios vecinos de Quilmes oeste que se sumaron a la protesta para reclamar acciones contra la inseguridad y también para respaldar a Ríos.

Los vecinos de ese partido del sur del Conurbano bonaerense decidieron concentrarse frente a la vivienda de Ríos, ubicada Ayolas al 2700, para impulsar los reclamos frente a la creciente ola de delitos.

El grupo de personas llegó hasta la casa con carteles con frases como “Basta de inseguridad” y “Queremos seguridad”. Todos con barbijos, hicieron ruido con aplausos, cantos y cacerolas.

La marcha se produce en medio de la conmoción que generó el asalto y su desenlace, y también en medio de los reiterados cruces entre el ministro de Seguridad bonaerense, Sergio Berni, y su par de la Nación, Sabina Frederic, por la falta de coordinación para combatir el delito.

Ríos mató a uno de los ladrones que el pasado viernes, cerca de las 5, ingresaron por tercera vez en la misma noche a robar a su vivienda.

El jubilado fue sorprendido mientras dormía y fue golpeado e intimidado por los asaltantes con un destornillador mientras le exigían dinero, por lo que extrajo una pistola Bersa Thunder calibre 9 milímetros y les efectuó al menos seis disparos que los hizo huir.

En las imágenes de las cámaras de seguridad se ve que uno de los ladrones, luego identificado como Moreyra, quedó rezagado del resto de la banda porque estaba herido en un tobillo y trató de huir rengueando hasta que cayó a la vuelta de la esquina.

En los mismos videos se ve que Ríos salió armado de su casa y alcanzó a Moreyra y lo pateó y lo revisó.

Si bien en la filmación no se observa a simple vista ningún fogonazo por la mala calidad de la imagen, la fiscalía cree que en ese sitio, a 60 metros de su casa y cuando Moreyra estaba en el piso, el jubilado lo remató.


SÍGUENOS